CUCARACHAS


Características y hábitat
Actualmente, se estiman en más de 3.000 las especies de cucarachas descritas. De éstas, solo unas pocas especies están consideradas plagas habituales en medio urbano. Adicionalmente, son frecuentes los endemismos, de modo que ciertas especies de cucarachas pueden ser plagas temibles en ciudades de un continente y presentar nula incidencia en otros continentes. En Ciudad Real, se encuentran estas tres especies:

  • Cucaracha negra o de alcantarilla Blatta orientalis
  • Cucaracha rubia o alemana Blattella germanica
  • Cucaracha americana Periplaneta americana

Las cucarachas son insectos que han permanecido morfológicamente casi inalteradas desde hace millones de años. Esta circunstancia pone en evidencia el grado de exitosa adaptación de estos insectos a diversos hábitats.

Adicionalmente al desagrado que su presencia en medio urbano ocasiona en la generalidad de los vecinos, la razón primordial que justifica su prevención y control está relacionada con un potencial daño para la salud pública. Es preciso recordar que muchos de estos insectos viven en alcantarillados, pozos, etc. y que, su paso desde ese entorno contaminado al interior de viviendas, cocinas, etc... Puede conducir al transporte (capacidad vectorial) de agentes infecciosos y/o parasitarios.

 

IDENTIFICACIÓN Y DIAGNOSTICO

Podemos determinar su presencia por dos indicios:


a) Al detectar sus excrementos. Tienen forma de polvo negro, de menos de 1 mm de ancho y de longitud variable.
b) Avistando los insectos:

  • B. orientalis: 17 - 30 mm Color castaño oscuro

orientalis

  • B. germanica: 12 - 15 mm Color marrón amarillo -dos bandas oscuras en dorso

Germánica

  • P. americana: 40 - 50 mm Color marrón castaño - banda blanca perpendicular dorso

americana

 

PREVENCIÓN, TRATAMIENTO Y CONTROL

El umbral de plaga o tolerancia de este insecto en interiores de locales, viviendas, etc... Debe ser de ausencia total. Sin embargo, en el interior del alcantarillado se tolera un cierto nivel que es objeto de control y monitorización por el personal de la Sección de Limpieza y Residuos.

Para evitar el paso de la red de saneamiento al interior de las viviendas es muy importante mantener en buenas condiciones las arquetas de registro, los desagües, sumideros, imbornales y demás registros, así  como crear barreras de protección eficaces frente a las cucarachas negras y/o americanas, que son las que están presentes en el saneamiento.

Respecto a las cucarachas rubias las medidas preventivas más eficaces se basan en la supervisión detallada de la mercancía que se introduce (envases y/o embalajes infestados) así como en una escrupulosa limpieza y respeto a las normas de higiene y seguridad alimentaria.

Son de aplicación en este caso muchos de las recomendaciones y consejos incluidos en la ficha Control integral de plagas.

Adicionalmente a las medidas anteriores, pudiera ser necesario el uso puntual de biocidas insecticidas.

Corresponde a los servicios técnicos municipales el control y tratamiento del alcantarillado público, de vía pública y de edificios y dependencias municipales. Para lo cual se realiza un Plan Anual de tratamiento en base a un calendario de actuaciones. Además se atienden con urgencia los avisos o incidencias comunicadas por ciudadanos.

En interiores de edificaciones privadas, si el problema tiene cierta relevancia es adecuado ponerse en manos de profesionales (empresas de control de plagas) los responsables de establecer los diagnósticos de situación y realizar las recomendaciones correctoras y tratamientos que se estimaran oportunos. La intervención de estos técnicos es obligada en caso de edificaciones de uso o servicio público (cafeterías) y garantía adicional de eficacia y seguridad.

Para infestaciones ligeras en ámbito doméstico, el ciudadano puede optar por no recurrir a estos profesionales e intentar un autocontrol que tendrá éxito si se toman las medidas citadas en el Plan integral de Plagas con respecto a las pautas de actuación en cuanto a las edificaciones privadas, como a las formas de utilización de los insecticidas domésticos.

 

AVISPAS

Son numerosas las especies de avispas que pueden llegar a encontrarse en ciudad. Inicialmente, resulta preciso considerar que se trata de insectos beneficiosos. Por su carácter omnívoro, las avispas contribuyen a la eliminación de residuos alimentarios y son capaces de depredar a otros insectos potencialmente dañinos. El problema de las avispas en ciudad está relacionado con:

  • Las avispas puede picar (repetidamente) y lo hacen agresivamente si se las molesta.
  • Ciertas personas son hipersensibles (alérgicas) al veneno de la avispa y, una picadura, puede desencadenas un shock anafiláctico grave.
  • Ciertas especies (avispas "sociales") se estructuran en sociedades (avisperos) que pueden englobar a miles de individuos.
  • Picaduras en momentos especiales (conducción vehículos).

 

HABITAT Y BIOLOGIA

La avispa está presente en prácticamente todo el mundo. Sus hábitats son muy variados, pero suelen preferir sitios soleados para construir sus nidos. Éstos se localizan en montículos al lado de paredes, debajo de pisos o aleros de las casas, en los árboles, en las plantas, riberas de ríos y agujeros subterráneos.

No todas las avispas sociales pueden reproducirse, únicamente la reina lo hace y puede ser fertilizada por 1 o por varios machos. Después del apareamiento los espermatozoides son guardados en una bolsa ubicada en el interior de la reina para ser usados en la primavera siguiente. En otoño la mayoría de los miembros de la colonia ya han muerto y sólo permanecen con vida las jóvenes reinas que se aparearon. Es entonces cuando hibernan durante el invierno, y en el verano las jóvenes salen y buscan un sitio para anidar y depositar los huevos fertilizados con el esperma guardado. Así, la reina edifica toda una colonia.

 

DIAGNOSTICO

Identificarlas es sencillo debido a su aspecto y a su peculiar colorido (normalmente alternando bandas amarillas o blancas y negras en el abdomen).

La presencia ocasional de algún ejemplar no debe suponer un problema, más aún teniendo en cuenta que su aparición cerca de piscinas, es prácticamente inevitable. Si debe poner sobre aviso la presencia de varias avispas saliendo o entrando en orificios en suelo (tierra), huecos de árboles y/o en paredes (usualmente de ladrillo visto) u oquedades (huecos de persianas, tuberías metálicas, etc...). En ocasiones, las avispas forman nidos visibles (esféricos) en árboles. 

De suma importancia es evitar la presencia de avisperos en las cercanías de zonas especialmente sensibles como son las zonas de recreo y juego infantiles y los colegios y guarderías.

 

PREVENCIÓN, TRATAMIENTO Y CONTROL

Son de aplicación en este caso muchos de las recomendaciones y consejos incluidos en el apartado de  Control integral de plagas. 

Teniendo en cuenta su hábitat y gustos, la prevención debe basarse en:
1) Especial atención y cuidado en la gestión de residuos (basuras).
2) Limpieza regular de papeleras y contenedores de residuos sólidos urbanos.
3) Evitar encharcamientos y proteger depósitos de agua.
4) Realizar labores de sella y tapado de todas aquellas grietas, fisura, "pasa-tubos", etc... que pudieran permitir el acceso de estos pequeños insectos al interior de las cámaras de aire (espacios entre fachadas y tabiques internos) donde las avispas gustan de formar sus avisperos.
5) Lo indicado en el punto anterior debe observarse en la conservación de columpios y estructuras metálicas en entornos sensibles (marquesinas de patios de colegios, estructuras deportivas, etc...).
6) En el caso de localizarse árboles frutales, una vez sobre madurada la fruta ésta debe retirarse con prontitud.

En cuanto al tratamiento, la medida principal es retirar las colmenas, que debe ser realizado por profesional experimentado, que intentará trabajar los avisperos a primerísima hora de la mañana cuando las avispas están especialmente inactivas.
Se recomienda no merodear ni molestar a las avispas hasta que llegue el personal que vaya a proceder a su retirada.
Se desaconseja totalmente el empleo de medios caseros, como es el caso de la impregnación con combustibles, que pueden poner en peligro a la propia persona que interviene y al entorno más cercano.

 

RATA

Por su capacidad de adaptación a entornos urbanos, acompañan al hombre desde siempre, habiendo tenido gran relevancia en la historia asociada a problemas de plagas y enfermedades en zonas de asentamientos humanos, sobre todo ante carencias sanitarias.

A día de hoy, el estado sanitario de nuestras ciudades ha mejorado ostensiblemente y no existen riesgos para la salud pública. No obstante por posibles situaciones puntuales que alteren la salubridad de ciertos entornos, para prevenir daños en viviendas e instalaciones  y por ornato y estética, las operaciones de vigilancia, prevención y control de roedores forman parte de los servicios públicos esenciales en cualquier ciudad.

 

BIOLOGIA Y HABITAT

En estas latitudes, la especie prevalente es la rata gris, cuyo nombre científico es Rattus norvegicus, que a pesar de su origen euroasiático, ha colonizado los sistemas de saneamiento de las ciudades. El continuo trasiego de personas y mercancías  ha "globalizado" a esta especie, actualmente presente en la práctica totalidad de países.

Las ratas son roedores de, aproximadamente 250 gramos de peso (adultos). Son animales ágiles y de carácter desconfiado. Son capaces de penetrar por espacios relativamente reducidos (8 cm) y presentan una muy notable capacidad reproductiva, análoga al caso de los ratones.

Estos roedores consumen una media diaria de 30 gramos de comida (10%  de su peso). Son omnívoros extremos y muy desconfiados (neofobia) en sus hábitos alimentarios. A diferencia de los ratones, requieren beber frecuentemente para sobrevivir.

Se trata de animales que constituyen núcleos familiares formados por un macho dominante, varias hembras y jóvenes. Son territoriales pero resulta frecuente que formen grandes colonias (agrupaciones de madrigueras), con hábitos eminentemente nocturnos.

En ciudad, su hábitat más frecuente es el sistema de alcantarillado (y otras conducciones subterráneas de servicio), siendo este el único lugar donde se permite un cierto nivel de infestación vigilada y controlada, donde sobrevive en base a los residuos de alimentos que ahí llegan y a la disponibilidad de agua. No obstante, si se les permite (solares o zonas terrizas - ajardinadas con depósitos de basura) excavan galerías subterráneas (madrigueras) unifamiliares.

 

DIAGNOSTICO

El indicio que delata su aparición es la detección de sus excrementos.


Resultado de imagen de excrementos de rata tamaño

Aparecen dispersos Los excrementos de color oscuro y suave cuando están frescas, tienen forma de huso y de sección alargada. Después de varios días, los excrementos comienzan a endurecerse y el color oscuro se desvanece. Los excrementos son normalmente de entre 1,2 a 1,8 cm de longitud y aproximadamente 0,6 mm de grueso.

Otros indicios son la presencia madrigueras, las roeduras (marcas de dientes y de daños en envases, embalajes, alimentos, mobiliario y textiles).

Además de la propia evidencia de su avistamiento  (animales vivos y cadáveres).
 

PREVENCIÓN, CONTROL Y TRATAMIENTO

Son de aplicación en este caso muchos de las recomendaciones y consejos incluidos en la ficha Control integrado de plagas.

Basándonos en sus apetencias y costumbres, la prevención se basa fundamentalmente en:

  • Escrupulosa gestión de los residuos domésticos, principalmente aquellos que contienen más materia orgánica. Suponiendo éste el aspecto capital a controlar.
  • Asegurar el correcto estado de conservación del sistema de saneamiento (alcantarillado interior) de edificaciones.
  • Reparar, sellar todas aquellas grietas, fisura, "pasa-tubos", que pudieran permitir su acceso.
  • Extremar los cuidados en el almacenamiento de alimentos, frecuente objetivo predilecto de estos roedores.
  • Disponer de almacenes, trasteros, ordenados y convenientemente supervisados.

No es tolerable su presencia en lugares de residencia, estancia o cualquier uso humano, lo cual exige un eficiente control. El origen habitual de estos animales (alcantarillado) introduce factores de riesgo inadmisibles a la presencia de ratas en cocinas, almacenes, viviendas.

Además de las medidas de carácter preventivo y de las precauciones de índole  ambiental, pudiera ser necesario el uso puntual de biocidas rodenticidas. Estos productos,  son normalmente aplicados como cebos (interior del alcantarillado y otros entornos adecuados) que, al ser consumidos por el roedor, provocan su muerte indolora días más tarde por fallo en la coagulación sanguínea. Obviamente, este tipo de cebos deben siempre mantenerse fuera del alcance de personas (especialmente niños), animales y evitar la contaminación de aguas superficiales, pozos, etc.

En zonas privadas es conveniente que sean empresas especializadas del sector de control de plagas quienes establezcan los diagnósticos de situación y realizar las recomendaciones correctoras y tratamientos que se estimaran oportunos. La intervención de estos profesionales es obligada en caso de edificaciones de uso o servicio público y garantía adicional de eficacia y seguridad.

Para pequeños brotes en ámbito doméstico, el ciudadano puede optar por no recurrir a estos profesionales e intentar un autocontrol que podría tener éxito en la medida que se apliquen enérgicamente los principios ambientales citados y que se utilicen muy juiciosamente los rodenticidas comercializados como domésticos (ver ficha correspondiente).

 

RATON DOMESTICO

Existen numerosas las especies de ratones y su relación con el hombre se remonta en el tiempo.  En ciudad la especie localizada es Mus musculus/domesticus y en medio rural la variedad en más amplia. Probablemente, los ratones empezaron a entrar en conflicto con el hombre cuando éste se convirtió en agricultor-almacenista de grano y otros alimentos. Se especula que la domesticación de los gatos (Egipto) estaría relacionada con los intentos para proteger los almacenes de la voracidad de los ratones.

A día de hoy en nuestro medio urbano, rara vez aparecen en vía pública o zonas exteriores, por lo que no suponen un problema de carácter general, sino que surgen pequeños focos en ámbitos muy localizados (naves, almacenes, comercios y viviendas bajas).

Es una especie totalmente diferente a las ratas y ante su presencia o infestación es necesario ser combatida con rigor.

 

Ratón

 

 

CARACTERISTICAS, BIOLOGIA Y HABITATS

Son roedores de pequeño tamaño, entre 15 y 19 centímetros, incluyendo la cola, la cual supone más de la mitad de su longitud y pesan entre 12 y 40 gramos. Su pelaje es corto y de tonos grises, que se aclaran en el vientre, son muy vivaces, ágiles y curiosos. Son capaces de penetrar por espacios muy reducidos (5 cm) y presentan una notoria capacidad de reproducción, circunstancia que explica que, en ausencia de control eficaz, las poblaciones crezcan desmesuradamente.

Estos roedores consumen una media diaria de 3 gramos de comida (10% peso) y prácticamente no requieren agua para sobrevivir.

Se trata de animales que constituyen núcleos familiares formados por un macho dominante, varias hembras y jóvenes. Su vida media es de un año.

En interiores, los ratones no requieren grandes espacios ni realizan grandes desplazamientos. A menudo, un simple armario constituye su mundo. En el medio rural en determinados años, se producen grandes explosiones demográficas seguida de masivo desplazamiento de ratones, lo cual puede afectar a viviendas situadas en la periferia de la ciudad.

En entorno urbano, los ratones son roedores de interior. Aunque esporádicamente puedan encontrase en jardines y otros lugares similares (usualmente relacionados con la alimentación de palomas en vía pública). Se trata de animales de hábitos eminentemente nocturnos.


DIAGNOSTICO, COMPROBACIÓN DE SU PRESENCIA

Sus características físicas, con un pequeño tamaño y sus movimientos discretos y nocturnos, ocasiona que su presencia pase inadvertida hasta que el nivel de infestación alcance cierto nivel.

No obstante observando con cierto cuidado las zonas sensibles de una vivienda, es fácil detectar sus característicos excrementos, los cuales son de pequeño tamaño y producido en gran cantidad.

 


excrementos

 

Otros indicios son la presencia de roeduras (marcas de dientes y de daños en envases, embalajes, alimentos, mobiliario, textiles, etc.)

La evidencia más clara será su avistamiento. Incluso personas con el olfato muy fino son capaces de detectarlos en base al olor especial que la presencia de ratones producen en locales altamente infestados.

 

PREVENCIÓN, TRATAMIENTO Y CONTROL

Son de aplicación en este caso gran parte de las recomendaciones y pautas incluidas en el apartado del Control integral de plagas.
La prevención frente a ratones se basa fundamentalmente en:

  1. Revisar convenientemente el estado de los productos y materiales que introducidos en nuestras viviendas y locales para evitar la posible introducción de ejemplares.
  2. Almacenar los alimentos con cuidado, por ser muy apetecibles a estos roedores.
  3. Los almacenes, cocheras, trasteras, desvanes, deben estar bien ordenados y convenientemente supervisados.
  4. Evitar la existencia de grietas, fisuras y otras oquedades que pudieran permitir el acceso de estos pequeños animales.


Ante la evidencia de ratones, no debe tolerarse su presencia de ratones siendo necesario un estricto control.

Adicionalmente a las medidas de gestión ambiental, pudiera ser necesario el uso puntual de biocidas rodenticidas. Principalmente consiste en la colocación de cebos que al ser consumidos por el roedor, provocan su muerte indolora días más tarde por fallo en la coagulación sanguínea. Es fundamental que este tipo de cebos se mantengan fuera del alcance de personas (especialmente niños), animales y evitar la contaminación de aguas superficiales, pozos, etc. 

Los servicios técnicos del Ayuntamiento de Ciudad Real, controlan la presencia de estos roedores en vía pública y, principalmente, en edificios de titularidad o competencia municipal (dependencias municipales, colegios de primaria, centros sociales, entre otros) testando la presencia de estos animales mediante la colocación de puntos de control y cebo en el cual se observa y comprueba si hay indicios de estos pequeños roedores en las estancias. En el caso de que se corrobore su presencia se erradican por mediante la colocación de trampas mecánicas o con la colocación segura y controlada de puntos con productos biocidas que se mantienen hasta cerciorarnos que el edificio se encuentra libre de ratones.

En viviendas particulares lo más deseable es que profesionales del sector (empresas de control de plagas) diagnostiquen la situación y realizar las recomendaciones correctoras y tratamientos que se estimaran oportunos. La intervención de estos profesionales es obligada en caso de edificaciones de uso o servicio público y garantía adicional de eficacia y seguridad.

Para pequeñas infestaciones en dominio particular doméstico, el ciudadano puede optar por no recurrir a estos profesionales e intentar un autocontrol, cuyo éxito dependerá, en gran medida, con la aplicación estricta de los principios ambientales citados y que con la utilización adecuada y juiciosa de los rodenticidas comercializados como domésticos.

 

PALOMA BRAVIA

El tipo de paloma más común en la ciudad es del tipo Columba Livia, aunque últimamente está aumentado la cantidad de palomas de otras especies como son el caso de la paloma torcal (Columba palumbus) e incluso tórtolas turcas  (Streptopelia decaocto), sobre todo en zonas en las cuales la paloma bravía ha abandonado.


Paloma

 

La paloma ha estado relacionada con el hombre desde siempre, sirviendo como alimento e incluso como medio de comunicación civil y militar. Su número se ha incrementado considerablemente en los últimos años, hasta llegar en muchos municipios a umbrales no deseados y considerándose una plaga recurrente.

Su presencia, en sí, no resulta indeseable, en la medida que se mantengan sus poblaciones en niveles razonables. Su sobrepoblación es causa de graves daños materiales y de potencial perjuicio para la salud pública de modo directo e indirecto (parásitos asociados).

Los motivos que han provocado esta sobrepoblación de palomas en entornos urbanos han sido, entre otros:

  1. Primero y fundamental, el diseño de las edificaciones urbanas, que asemeja el hábitat original de las palomas en riscos y cantiles a distintas alturas, lo que supone que las aves tengan disponibilidad de refugios donde anidar y criar.
  2. Segundo y del todo necesario, la disponibilidad en medio urbano de alimento y de agua (fuentes ornamentales) en situaciones o momentos en los que estos recursos escasean en el campo. Esta situación se agrava en la medida de la costumbre de algunos ciudadanos de suministrar importantes cantidades de comida a estas aves, circunstancia expresamente prohibida por las ordenanzas de Limpieza y Residuos y de Animales de Compañía del Ayuntamiento de Ciudad Real y que está empezando a ser causa de graves problemas con palomas y fuente de conflictos vecinales.
  3. Tercero y de tipo natural, al no existir en el entorno urbano ningún predador natural de estas aves, por lo que hay una regulación natural de su población.

 

BIOLOGIA Y HABITAT
Estas aves forman parejas estables, la puesta normal está formada por dos huevos que incuban ambos sexos y que, tras 18 días da lugar a 1-2 pichones que son también cuidados y alimentados por los padres. Las palomas anidan en oquedades, cámaras de aire bajo cubiertas, terrazas de pisos no utilizados, edificaciones abandonadas con ventanas abiertas, etc... En caso de disponibilidad de recursos (caso de las ciudades), son posibles varias puestas por año, por lo que resultan aves prolíficas (potencialidad de plaga). No anidan en árboles.

Se han adaptado extraordinariamente bien a la vida en ciudad y el ruido y la cercana presencia humana no las altera excesivamente. 

Son animales longevos, pudiendo llegar a vivir más de 15 años en cautividad. No obstante en libertad en la ciudad, la esperanza de vida se reduce a unos 5 años.

Aunque en un principio son aves granívoras en la ciudad se han convertido en omnívoras.

 

DIAGNOSTICO

Es muy sencillo identificar a estas aves, se diferencia de las palomas torcaces (Columba palumbus) por el hecho que estas últimas presentan una manchas blancas en el lateral del cuello y en el dorso de las alas (visible sólo al volar). Las palomas torcaces son más voluminosas (aspecto pesado).

Los efectos que causan su presencia son todavía más evidentes, pues aparecen ciertas superficies en condiciones de ensuciamiento provocado por la excreta de estas aves debajo de las zonas en las que se posan habitualmente.

Resulta importante revisar periódicamente las edificaciones porque no debe permitirse la nidificación de palomas en proximidad excesiva con el hombre. Esta cohabitación próxima es fuente segura de daños, conflictos y riesgos y es preciso para acometer las medidas correctoras oportunas al caso. 


Palomas

PREVENCION Y CONTROL

Son de aplicación en este caso muchos de las recomendaciones y pautas de actuación  incluidas en el apartado de Control integral de plagas.

El Ayuntamiento de Ciudad Real lleva a cabo un programa específico de prevención y control de poblaciones de palomas en la ciudad, mediante las  siguientes acciones:

  1. Control de los puntos de alimentación en vía pública, corrigiendo o intentando corregir estas malas prácticas.
  2. Eliminando palomares clandestinos o zonas en las cuales se observa que están anidando o criando estas aves, mediante acción directa o requiriendo a los propietarios que efectúen dicho cierre.
  3. Colocando barreras físicas que eviten el posado y anidamiento de las palomas en edificios de titularidad municipal, y requiriendo a los propietarios de los edificios privados que adopten estas medidas, en situaciones que así lo demanden.
  4. Promoviendo la Captura correcta y adecuada de aves en ciertos puntos de la ciudad, al objeto de corregir problemas en localizaciones concretas y al objeto de reducir la población de aves en la ciudad. 

De cara a la actuación de los particulares en sus viviendas o propiedades, se recomienda lo siguiente:

  • Como principio básico y fundamental, no suministrar alimentos a las palomas. Las palomas no requieren de este aporte porque son animales muy capaces y habilidosos para encontrar ellas mismas sus recursos, si no los encuentran en la ciudad buscarán en otras zonas colindantes.
  • Mantener en buenas condiciones de conservación las edificaciones. Se trata de una obligación de la propiedad, así está regulado en las Ordenanzas Municipales, y es la manera más eficiente de evitar problemas.
  • Ante situaciones de cierta entidad, puede ser preciso ponerse manos de empresas especializadas en la protección de las edificaciones contra estas aves.
  • Ante problemas surgidos es conveniente trasladar incidencia a la Sección de Limpieza y Residuos, competente en el asunto de control de plagas.